100 desahucios día

Ganar Cádiz considera esencial que el gobierno central reconsidere el control de los precios del alquiler

Destacan la participación de su concejala, Eva Tubío, en las reivindicaciones que desde los ayuntamientos del cambio se aportaron al acuerdo de vivienda entre Unidos Podemos y el PSOE y seguirán trabajando para que finalmente se materialicen

En esta semana en el Congreso de Diputados y Diputadas se ha dado el intento fallido de convalidar un Decreto Ley de Vivienda presentado por el Gobierno del PSOE. En este sentido, desde Ganar Cádiz valoran este hecho como una “muy mala noticia para la ciudadanía en general y también para la ciudad de Cádiz en concreto”. Añadiendo que “el gobierno central no ha sido valiente y se ha saltado los acuerdos que cerró con el grupo de Unidos Podemos, donde destacaba una de las medidas más importantes para frenar la burbuja del alquiler y ahondar en el derecho a acceder a una vivienda digna: La posibilidad de que los municipios pudiésemos controlar las subidas abusivas de los precios marcando unos índices máximos en zonas concretas donde las rentas se hubiesen disparado, zonas del alquiler tensionado”.

La necesidad de esta medida, que el PSOE finalmente no incluyó en el Decreto Ley presentado, radica en el incremento preocupante y continuado que vienen sufriendo los precios de alquiler en nuestro país. Se calcula que, entre 2014 y 2017, los precios de los alquileres en España se dispararon un 25%, con especial impacto en las grandes ciudades. Esta situación provoca que España se sitúe entre los países europeos donde las familias inquilinas realizan mayores esfuerzos para pagar su vivienda. Asimismo, según datos del Consejo General del Poder Judicial, en nuestro país se producen cien desahucios al día por impago del alquiler.

Cabe apuntar que la medida de control de precios en la que insisten los ayuntamientos del cambio, los colectivos y Unidos Podemos, ya opera en otros países del entorno europeo. De este modo, entre 2012 y 2015 los gobiernos centrales de Francia y Alemania permitieron a las ciudades impedir subidas abusivas en los nuevos contratos.

Aterrizando en Cádiz capital, la media de los alquileres está actualmente alrededor de 650 euros, lo que tiene difícil conjunción con las condiciones laborales y sueldos de la mayoría, que no han subido en concordancia. Además, la Oficina Municipal en Defensa de la Vivienda, que puso en marcha el Ayuntamiento a los pocos meses de entrar el actual equipo de gobierno, atiende en la actualidad un número mucho mayor de casos de desahucio por alquiler que por impago de hipoteca.

Por otro lado, desde GCEC recuerdan que en el presente mandato el Ayuntamiento está haciendo especial hincapié en las políticas de Viviendas, y de este modo, tiene en marcha la rehabilitación de tres fincas para la construcción de 48 viviendas que ampliarán el parque público municipal y serán destinadas a alquiler social y en breve se anunciará una cuarta finca gracias a la reciente ampliación del presupuesto para este fin en más de un millón y medio de euros.

Ganar Cádiz destaca que “desde los ayuntamientos llevábamos mucho tiempo trabajando en red para compartir experiencias y canalizar a través del grupo Unidos Podemos reivindicaciones en materia de vivienda que son esenciales para las ciudades y que deben marcarse desde el gobierno central para que los ayuntamientos no nos veamos solos a la hora de hacer políticas por el derecho a la vivienda que beneficien al conjunto de nuestros vecinos y vecinas”. En este sentido, la concejala de GCEC y edil de Vivienda, Eva Tubío, ha estado en contacto permanente y ha mantenido encuentros de trabajo continuados con consistorios como los de Madrid, Barcelona, Valencia, Zaragoza, A Coruña o Córdoba, así como con la portavoz de Vivienda de UP, la diputada Lucía Martín.

Sin embargo, las medidas que se debían plasmar en el Decreto Ley presentado esta semana sólo han sido la última de las etapas de un trabajo constante. Durante estos más de tres años y medio, este grupo de ayuntamientos ha tocado todas las puertas, alertando de manera anticipada de esta burbuja del alquiler de la que las ciudades ya eran testigos directos y que luego han alcanzado gran virulencia. Desgraciadamente, ya en diciembre de 2017 hubo una reunión con el Ministerio de Fomento del entonces Gobierno de Rajoy donde las propuestas municipales recibieron el silencio absoluto como respuesta.

De este modo, el pasado diciembre, los ayuntamientos acudieron de nuevo al Ministerio de Fomento, confiando esta vez en las posibilidades de avance con el nuevo gobierno. Ya entonces se insistió en las importantes carencias del Decreto Ley propuesto y en la necesidad de respetar íntegramente el contenido alcanzado con Unidos Podemos. Finalmente, no se obtuvo un compromiso firme y el resultado ha sido el conocido hace pocos días, la caída del Decreto por no reflejar unos acuerdos más que necesarios.

En cualquier caso, desde Ganar Cádiz se muestran positivos porque “existe un espacio de trabajo ya creado que se interrumpió y que ahora esperamos retomar de inmediato, de cara a volver a negociar con el gobierno central un Decreto Ley que de verdad cumpla las expectativas y ponga sobre la mesa con valentía la principal preocupación de los más de diez millones de personas que viven de alquiler en España: la subida de las rentas. Es urgente y el PSOE lo sabe, y además, no puede hacer oídos sordos a los ayuntamientos, pero tampoco a los colectivos que vienen luchando durante años en este país por defender el derecho a la vivienda, como la PAH o los sindicatos y asociaciones de inquilinos e inquilinas”. Añadiendo para finalizar, que “desde Cádiz seguiremos poniendo nuestro granito de arena porque  nuestros vecinos y vecinas lo merecen y están sufriendo este problema como los que más”.